¿Qué opciones tengo de pedir capital privado sin propiedad?

Créditos de financiación privada para reponerse de las vacaciones

 

Se le denomina capital privado a todas aquellas empresas prestamistas que no se encuentran bajo la supervisión del Banco de España, aunque evidentemente sí que están reguladas por la ley. Se trata de entidades prestamistas privadas que se diferencian de la banca tradicional tanto en la agilidad de sus trámites como en su flexibilidad, al contar con menos barreras de entrada a la hora de solicitar financiación.

En lo que se refiere a los préstamos de capital privado podemos diferenciarlos en dos grandes grupos; por un lado el capital privado sin propiedad y por otro lado el que sí cuenta con una propiedad como garantía.

 

Capital privado con propiedad

 

El capital privado con propiedad son todos aquellos préstamos en los que una vivienda o propiedad inmobiliaria figura como garantía de pago del préstamo. Es decir, es indispensable contar con alguna propiedad inmobiliaria para poder solicitar un préstamo de este tipo.

La propiedad funciona en forma de aval, ya que si no podemos devolver el dinero prestado mediante el pago de las cuotas estipuladas en el contrato del préstamo, la entidad prestataria pasará a ser dueña de la vivienda para poder saldar nuestra deuda. Este tipo de préstamos también son conocidos como préstamos con garantía hipotecaria.

¿Pero qué hacer cuando necesitamos financiación, no contamos con una propiedad inmobiliaria a nuestro nombre y no queremos pasar por el banco? Aquí es donde entra en juego el capital privado sin propiedad.

 

Capital privado sin propiedad

 

Para aquellas situaciones en las que necesitamos financiación de forma rápida y no contamos con una vivienda en propiedad que nos avale existen otro tipo de soluciones y servicios de capital privado sin propiedad.

Por un lado existen los minicréditos online donde podemos conseguir hasta 600 euros sin nómina ni aval. Una solución útil en situaciones de emergencia en los que no tenemos tiempo de buscar un aval ni de hacer largos papeleos. Además, este tipo de préstamo que se solicita a través de internet puede ser ingresado en tu cuenta corriente en un tiempo record de 10 minutos.

Para situaciones en las que necesitamos sumas superiores de dinero, existen otro tipo de préstamos que solicitan garantías diferentes a la hipotecaria. Es el caso de los préstamos con licencia de taxi como garantía. Sabemos que obtener una licencia de taxi es algo muy costoso y complicado hoy en día. Esto lo convierte en una licencia muy valiosa que puede servir como garantía a la hora de solicitar un préstamo.

En caso de que cuentes con un coche o algún bien valioso en tu poder también puedes solicitar préstamos con ese bien como garantía. Al fin y al cabo consiste en aportar algún tipo de pertenencia a la entidad prestataria de que si no puedes devolver el dinero en el tiempo estipulado cuentas con algún tipo de seguro que pueda saldar tu deuda.

En definitiva, el capital privado es una buena opción cuando no queremos pasar por el banco o cuando el banco nos cierra sus puertas. A partir de ahí, si no cuentas con una vivienda en tu nombre recuerda que existen una serie de opciones de capital privado sin propiedad que te ayudarán a conseguir la financiación que buscas.

 

Con T-PRESTA préstamos sin garantía hipotecaria. Minipréstamos al momento.

2016-08-02