Los bancos: ¿Mienten o dicen la verdad?

Créditos de financiación privada para reponerse de las vacaciones

Desde la aparición de entidades financieras no bancarias, cada vez más personas se animan a introducirse en este nuevo sector. Si hablamos de préstamos a gran escala, también existen una gran cantidad de empresas que se han involucrado en esta revolución digital. Entre ellas, T-Presta, donde podemos ofrecer hasta 600.00€ en concepto de un préstamo con garantía hipotecaria.

A pesar de que, como comentábamos, hay muchas empresas no bancarias que pueden ayudarnos, los bancos siguen siendo necesarios. Por ello, hoy queremos compartir algunas de las “mentirijillas” a las que más recurren los bancos para aprovecharse de nuestra inocencia ¡No caigas en ellas!

1.      Premios y regalos por domiciliar una nómina

Lamentamos comunicarte que, aunque suene muy bonito, la gran mayoría de estas ofertas son un timo. Su estrategia se basa en los costes ocultos y aunque sí acaben regalándote el iPad, un iPhone 7 o una Televisión, te aseguramos que no es un regalo desinteresado.

Todos estos costes camuflados se resumen en:

·         Pago de impuestos por los regalos percibidos

·         Vinculación total con el banco

·         Costes de mantenimiento

·         Baja rentabilidad por tu dinero

En definitiva, sumando todos esos gastos, podrías haber comprado tú mismo el producto. Así que, antes de aceptar regalos, presuntamente “desinteresados”, asegúrate bien de cuáles son las condiciones y a qué precio va a salirte la domiciliación de tu nómina en un banco.

2.     Comisiones ocultas

Aunque preguntes y aunque te informes, siempre van a intentar cobrarte comisiones ocultas, que no te habían mencionado cuando firmaste el contrato. Frente a estos pequeños engaños, te recomendamos que te mantengas firme y que te niegues a pagarlas.

Cualquier comisión puede ser suprimida, aunque ya la hayas pagado. Simplemente, debes mostrar una actitud segura y firme. Recomendamos no rendirse en el primer intento, aunque te ofrezcan regalos, tarjetas gratis…La respuesta debe ser siempre: “¡No! Si no me puedes ayudar, quiero hablar con tu supervisor”. Y así hasta que consigas tu objetivo: que te devuelvan el dinero que te han cobrado, injustamente, por una supuesta comisión que desconocías.

3.      Problemas para cancelar la cuenta

Si en algún momento de tu vida, decides cancelar tu cuenta con el banco, debes saber que no te lo van a poner tan fácil. En primer lugar, lo intentarán con un: “para cancelar su cuenta va a tener que ir a la oficina donde abrió su cuenta” ¡Y no es así! Todos los bancos permiten cerrar una cuenta desde cualquier sucursal. Si se siguen negando, lo mejor es que dejes constancia con un escrito de que has intentado cerrar tu cuenta, pero no te han facilitado esa opción. Por último, deja tu cuenta a cero y escribe un email describiendo lo ocurrido y… ¡Adiós para siempre!

Estas son solo algunas de las informaciones que ocultan los bancos constantemente para adquirir nuevos clientes y para mantener a los actuales. Como empresa de préstamos con garantía hipotecaria, lidiamos con estas situaciones frecuentemente y, por ello, te aconsejamos mano firme y que siempre, siempre y siempre, leas la letra pequeña de cualquier contrato bancario, antes de firmarlo.

2017-03-02

}